La desaceleración económica de los países más desarrollados enfría el avance del comercio mundial para el ejercicio 2023

Las previsiones son más sombrías para el ejercicio 2024 en que se anuncia una reducción de las transacciones comerciales internacionales

Un reciente artículo publicado en el blog de la Organización Mundial del Comercio (OMC)  por Ralph Ossa, economista jefe de dicha institución, referido al informe de  “Perspectivas y estadísticas del comercio mundial”  revisa a la baja las previsiones para el comercio mundial en 2023 y 2024. Para el presente ejercicio reduce las previsiones de crecimiento del volumen del “comercio mundial de mercancías al 0,8%, menos de la mitad del crecimiento del 1,7% que habíamos previsto en abril del año pasado”.

Esta revisión a la baja viene marcada por varios los factores:

  • la economía mundial se enfrenta a un aumento de la inflación y a unos tipos de interés elevados desde el cuarto trimestre de 2022, en particular en la Unión Europea y los Estados Unidos.
  • Aunque la disminución de los precios de la energía y el fin de las restricciones chinas debidas a la pandemia generaron esperanza en una recuperación rápida, las dificultades en los mercados de la propiedad lo han impedido.
  • A estos factores se suman los conflictos bélicos entre Israel y Palestina y el que comenzó hace camino de dos años entre Rusia y Ucrania, que también siguen pesando sobre la economía mundial.
  • Los sabotajes piratas de los hutíes frente a las costas de Yemen están generando un nuevo e importante factor de inestabilidad en el comercio internacional en el tránsito desde Asia a Occidente. Aunque Estados Unidos ha puesto en marcha una coalición militar (operación “Guardián de la Prosperidad”). integrada por varios países para garantizar la seguridad y la libertad de navegación en el mar Rojo ante los ataques de estos piratas, la realidad es que buena parte de los cargueros están cambiando su ruta y llegarán a Europa rodeando África, lo que supondrá encarecimiento y retrasos.
  • El Canal de Panamá está afectado por una severa sequía desde el mes de agosto, lo que pone supone otro problema para el comercio internacional, ya que por esta infraestructura transitan al día entre 40 y 50 barcos, pero ese número se ha tenido que reducir a unos 24 barcos, lo que regirá a partir de febrero de 2024.

La desaceleración del comercio en el primer semestre de 2023 ha afectado a un gran número de países y a una amplia gama de mercancías, concretamente determinadas categorías de manufacturas tales como hierro y acero, equipo de oficina y telecomunicaciones, textiles y prendas de vestir, mientras que las ventas de vehículos de pasajeros aumentaron considerablemente en 2023.

Las cifras del crecimiento del PIB mundial a tipos de cambio del mercado, que se prevé que se sitúen en el 2,6% en 2023, apenas han variado desde las previsiones de abril. Sin embargo, los cambios en la composición regional del crecimiento podrían repercutir en el comercio.

  • En concreto, las tasas de crecimiento del PIB previstas en América del Norte para 2023 y 2024 se han corregido al alza, y se prevé que aumenten respectivamente del 1,5% y el 1,0%, según las estimaciones de abril, al 2,2% y al 1,4% en el informe actual.
  • Al mismo tiempo, las estimaciones para Asia correspondientes a 2023 y 2024 se han corregido a la baja y se prevé que disminuyan respectivamente del 4,2% y el 4,3%, según las previsiones de abril, al 4,1% y al 4,0%.
  • Se prevé que en 2023 el crecimiento del PIB europeo se sitúe en el 1,0%, ligeramente superior al 0,9% previsto en abril, mientras que en 2024 el crecimiento se reducirá al 1,4%, en comparación con el 1,8% registrado anteriormente.
  • Por último, la producción de la región de la Comunidad de Estados Independientes (CEI) debería superar las previsiones anteriores, tanto este año como el próximo año.

En su artículo Ossa señala también que “en lo referente a las importaciones, la demanda parece estar disminuyendo en las economías manufactureras, y se prevé que la contracción de los volúmenes de importación en 2023 oscilará entre el 0,4% y el 1,2% en América del Norte, América del Sur, Europa y Asia. Por otra parte, las importaciones parecen haber aumentado considerablemente en las regiones que exportan de manera desproporcionada combustibles, gracias al incremento de los ingresos derivados del aumento de los precios”.

España mantiene la posición internacional

España es una de las grandes economías de Europa que mantiene un índice aceptable de crecimiento, mientras pesos pesados del euro como Alemania empiezan a hacer aguas, la economía española avanza viento en popa.

De hecho, como publica El español, el déficit comercial durante los siete primeros meses del año descendió hasta los 21.32 El déficit comercial español de los siete primeros meses del año descendió hasta los 21.323 millones de euros frente al déficit de 38.524 millones registrado en el mismo periodo de 2022), lo que supone una reducción del 44,6%.

Según el informe mensual de comercio exterior publicado por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, las exportaciones españolas de mercancías se incrementaron un 3,3% interanual en el periodo enero-julio y alcanzaron los 230.397 millones de euros, máximo histórico. Por su parte, las importaciones descendieron un 3,7% hasta los 251.720 millones de euros. En cuanto a la tasa de cobertura -cociente entre exportaciones e importaciones- aumentó hasta el 91,5% (85,3% en enero-julio de 2022, lo que supone una reducción del 44,6%.

Nubes grises para 2024

Aunque la publicación de Ossa asegura que las perspectivas para el próximo año “no se han revisado a la baja y siguen siendo relativamente sólidas. Prevemos que el crecimiento del comercio alcanzará el 3,3% en 2024, cifra ligeramente superior a nuestra estimación del 3,2%, realizada en abril. Es probable que el crecimiento más fuerte previsto para 2024 se vea impulsado por el aumento del comercio de bienes estrechamente vinculado con el ciclo económico, como maquinaria y bienes de consumo duraderos, que tienden a recuperarse cuando el crecimiento económico se estabiliza.

Un artículo de Inma Benedito aparecido en el digital businessinsider.es recoge declaraciones de Rafael Doménech, director de Análisis Económico de BBVA Research, que tiene otra visión del próximo año. Asegura que en los dos últimos ejercicios las exportaciones y el turismo han sido los motores del crecimiento pero que » se van a frenar y no van a aportar prácticamente nada».

Añade como primer dato negativo, si se esperaba que España creciera el próximo ejercicio un 2,1%, ahora se considera que lo hará un 1,8%. El deterioro de las previsiones viene marcado básicamente por algunos “factores diferenciales que explican que el crecimiento de España estuviera muy por encima del de la eurozona», observa Doménech, refiriéndose al comportamiento del turismo y de las exportaciones en los últimos años.

Las empresas españolas llevan meses vendiendo más que nunca en el exterior, pero en 2024 algunos de los sectores que más han contribuido al crecimiento, como el consumo de los no residentes y las exportaciones, se van a frenar y no aportarán casi nada», aclara Doménech.

En el artículo de Beneito también se recoge que las exportaciones se verán lastradas por un entorno global debilitado. «Nos impacta mucho el empeoramiento en Europa, que se ha visto lastrada por el aumento del precio del petróleo«, explica Doménech. Concretamente, cada décima menos de crecimiento en Europa es una pérdida de PIB que se traslada íntegra a España.

A estas evaluaciones habrá que incorporarle el impacto negativo que está generando los problemas en los canales de Suez y Panamá, que en principio se prolongarán mucho más allá del primer trimestre de 2024.

Indicios de relocalización

A todo esto, se suman las consecuencias de las crecientes tensiones geopolíticas y el endurecimiento de las condiciones financieras, ya que países de todo el mundo han aumentado los tipos de interés para luchar contra la inflación, comienzan a generar indicios de una incipiente fragmentación del mercado, aunque todavía no es muy constatable una desglobalización generalizada.

Para Ossa la participación de los bienes intermedios en el comercio mundial, es un dato clave para conocer la salud y el alcance de las cadenas de suministro mundiales -un indicador clave de la magnitud de la fragmentación del comercio. Este dato descendió al 48,5% en el primer semestre de 2023, frente a un promedio del 51,0% en los tres años anteriores. Si bien esta evolución sugiere que las cadenas de suministro pueden contraerse, también puede reflejar sencillamente un aumento de los precios de los productos básicos.

Quizá un dato más concreto referido a aumento de la relocalización en países vecinos reside en la reciente disminución de los interlocutores comerciales de Asia en el comercio de los Estados Unidos respecto de partes y accesorios, un componente importante de los bienes intermedios. Resalta que, aunque este fenómeno es visible, por el momento “esas tendencias no apuntan a una desglobalización generalizada, seguiremos vigilando de cerca la situación en el futuro”.

Recomendaciones para mejorar

El presidente Club de Exportadores e Inversores Españoles, afirma en una colaboración publicada en el diario económico Cinco Días que “para hacer frente a los retos de medio plazo, entre los que prioritariamente se encuentra la mejora de la competitividad del sector exterior español, es necesario acometer reformas estructurales. Entre otras, facilitar el aumento del tamaño medio de las pymes, ya que las empresas medianas tienen mayor propensión exportadora, generan empleo de más calidad y son más propensas a innovar”. Entre sus recomendaciones para mejorar el sector exterior también destaca que “urge una reforma en profundidad de las finanzas públicas para reducir el volumen de deuda y el déficit, y, especialmente, aminorar la carga fiscal, tanto en forma de impuestos como de cotizaciones sociales que soportan nuestras empresas. Además, es necesario simplificar la carga regulatoria y aumentar la seguridad jurídica”.

La aparición de piratas en el Mar Rojo aumenta la inseguridad para el tráfico de mercancías hacia Europa

La inesperada aparición de grupos de rebeldes hutíes procedentes de Yemen, que asaltan a los barcos de carga que transitan por el Mar Rojo para atravesar el Canal de Suez camino del Mediterráneo, vinculada al conflicto armado entre Israel y Hamas, ha generado una creciente inseguridad en el tráfico marítimo por una zona crucial en el transporte de mercancías a nivel internacional.

Esta ruta, por la cual circula una tercera parte de los contenedores a nivel mundial, representa la principal puerta de entrada de mercancías a Europa desde Asia. La consideración de esta región como una zona de alto riesgo por parte de las compañías de seguros londinenses, sumado al hecho de que Estados Unidos ha formado una coalición de diez naciones para frenar los ataques a los barcos cargueros, define la magnitud del problema. En los últimos días, las principales compañías navieras han cambiado el rumbo de sus buques, adoptando una ruta más larga rodeando África, a través del Cabo de Buena Esperanza. Esta situación va a provocar un aumento en el tiempo de tránsito y además, casi con seguridad, incidirá en el coste de los fletes de las mercancías con destino a los puertos del mar Mediterráneo.

Desde Illice Universal Logistics, nos encontramos en contacto constante con nuestras redes de agentes en los diversos puertos de la zona. Nuestro objetivo es obtener información detallada sobre el estado de las cargas de nuestros clientes y proporcionarles actualizaciones puntuales sobre la situación de sus mercancías. Queremos asegurarles que realizaremos seguimientos exhaustivos de sus operaciones y les mantendremos informados de manera regular para garantizar la seguridad y el éxito de sus envíos.

Los fletes desde Shanghái bajan un 3,5% esta semana

10/11/2023 ACE

Los fletes desde Shanghái (SCFI) reflejan hoy un descenso del 3,5% respecto a la semana anterior y una bajada del 28,6% en comparación con el mismo periodo de 2022. El índice es un 27% más alto que el promedio de 2019 (antes de la pandemia).

** El Índice de Fletes de Carga Contenerizada de Shanghái (Shanghai Containerized Freight Index), SCFI por sus siglas en inglés, es el índice más utilizado para los fletes marítimos de importación china en todo el mundo y nos ayuda a analizar «la salud» del comercio mundial.

 

#freight #import #export #shipping #freightforwarders #InternationalTrade #GlobalTrade #MaritimeTransport #ShippingIndustry #IlliceUniversalLogistics

Qué es y cómo solicitar el IVA diferido a la importación en 2023

Les recordamos que desde el día 1 de noviembre, y durante todo el mes, se podrá solicitar la aplicación del IVA diferido a las importaciones realizadas a partir del 1 de enero de 2024 presentando la Declaración Censal a través del modelo 036.

Pero, ¿qué es el IVA diferido a la importación? ¿Qué beneficios supone para mi empresa? ¿Cómo y cuándo debo solicitarlo?

En primer lugar, el IVA diferido a la importación, introducido por la Ley 28/2014, elimina el coste financiero que supone el pago obligatorio de este impuesto por cada importación de bienes que proceden de países extracomunitarios. Se establece la posibilidad de que el IVA liquidado por la Aduana pueda acogerse a la compensación, es decir, que no debe ser ingresado como se venía haciendo si no que cada importador tiene la opción de compensarlo directamente en las autoliquidaciones mensuales.

A continuación les detallamos el sistema y momento para presentar la solicitud de alta en el REDEME como la OPCIÓN del diferimiento:

1. Las empresas importadoras cuyo volumen de operaciones haya excedido durante el año natural inmediato anterior de 6.010.121,04 euros, deberán solicitar la OPCIÓN del diferimiento del IVA a la importación durante el MES DE NOVIEMBRE.
2. El resto de empresas importadoras, con un periodo de liquidación del IVA que coincide con el trimestre natural, primero deberán tramitar su inscripción en el REDEME para pasar a liquidar el impuesto mensualmente. Y una vez obtenida la referida inscripción, estarán en disposición de tramitar la OPCION del diferimiento del pago del IVA a la importación, también dentro del MES DE NOVIEMBRE.

Asimismo, es importante destacar que de acuerdo con el art. 30.4 del RD 1624/1992, las solicitudes de inscripción en el REDEME se deberán presentar, en cualquiera de los supuestos siguientes:

1. En el mes de noviembre (2023) del año anterior a aquél en que deban surtir efectos, considerando la inscripción realizada desde el día 1 de enero del 2024, con el riesgo de no poder solicitar la OPCION en plazo si la Resolución de la AEAT sobre el alta en el REDEME no es notificada durante el mismo mes de noviembre.
2. Durante el plazo de presentación de las declaraciones-liquidaciones periódicas, surtiendo efectos la inscripción en el registro desde el día siguiente a aquel en el que finalice el período de liquidación de dichas declaraciones-liquidaciones.

Recordamos también que las empresas que se acojan al diferimiento de pago del IVA, estarán obligadas al Suministro Inmediato de Información (SII) establecido en el Real Decreto 596/2016, de 2 de diciembre, para la modernización, mejora e impulso del uso de medios electrónicos en la gestión del Impuesto sobre el Valor Añadido.

Los clientes que se han acogido desde el año 2015 están totalmente satisfechos de esta modalidad, por lo que por nuestra parte debemos aconsejarla a todos aquellos que aún no se han acogido.

En el caso de darse de alta, les rogamos nos remitan una copia del 036, para poder comprobar que a partir del 1 de enero ya saldrá el documento de compensación al momento del despacho. Si ya se están acogiendo a esta compensación no deben efectuar ninguna gestión.

Desde Illice Universal Logistics destacamos la utilidad de este interesante instrumento para evitar grandes costes no programados a las empresas que realizan importaciones desde «un tercer país».

Marisa Moreno, socia directora de Illice Universal Logistics

Siguen subiendo los fletes en las rutas Asia-Europa

Durante los últimos meses, hemos experimentado un descenso generalizado en los fletes debido a la ralentización de la demanda a nivel global, la cual es consecuencia de la todavía inestable situación geopolítica a nivel mundial. Además, las navieras han aumentado la capacidad de sus flotas, lo que ha llevado a que la oferta supere a la demanda.

Sin embargo, por segunda semana consecutiva y según lo esperado, se ha producido un repunte en los fletes. Según los expertos, a pesar de que la campaña de Navidad está a punto de comenzar o ya ha comenzado, se espera que se mantengan estables hasta el principio del próximo año.

Es difícil predecir lo que va a pasar en 2024, pero los grandes actores del transporte marítimo creen que los fletes se incrementarán el año próximo.

31/07/2023 Diario del Puerto

«Todo apunta a que los fletes podrían retomar su senda alcista a partir del año 2024. Por un lado, la normativa IMO va a impactar en el sector. Además de navegaciones más lentas para ahorrar combustible -lo que aumentará los tiempos de tránsito-, las navieras se verán obligadas a retirar parte de su flota menos eficiente, lo que a su vez reducirá la oferta de carga puesta en el mercado. Asimismo, los buques que no se retiren del mercado deberán acometer importantes trabajos de adaptación de sus motores, algo que con toda probabilidad repercutirá en el nivel de fletes».

28/07/2023 ACE

«Los fletes desde Shanghái (SCFI) reflejan hoy un ascenso del 6,5% respecto a la semana anterior y una bajada del -73,5% en comparación con el mismo periodo de 2022. El índice se encuentra un 80% por debajo del pico alcanzado en enero de 2022, aunque sigue siendo un 27% más alto que el promedio de 2019 (antes de la pandemia)».

** El Índice de Fletes de Carga Contenerizada de Shanghái (Shanghai Containerized Freight Index), SCFI por sus siglas en inglés, es el índice más utilizado para los fletes marítimos de importación china en todo el mundo y nos ayuda a analizar «la salud» del comercio mundial.

Primer trimestre de récord: datos positivos en el comercio exterior español

Los datos de comercio exterior español de los tres primeros meses del año han sido muy positivos, con un crecimiento de las exportaciones de mercancías del 23,9%, hasta alcanzar los 89.611 millones, según la Secretaría de Estado de Comercio. Esto supone un nuevo récord histórico en las ventas de bienes españoles al exterior, muy por encima del volumen alcanzado en los tres primeros meses del 2019. En este mismo periodo, las ventas exteriores de la Comunitat Valenciana han alcanzado un valor de 9.434 millones de euros lo que representa un incremento del 15’1% respecto al mismo periodo del año anterior, según la Dirección Territorial de Comercio de la Comunidad Valenciana. De estos datos regionales Alicante exporta productos por valor de 1.699’7 millones de euros, con un incremento del 15’8% con respecto al mismo periodo de 2021.

Estos indicadores son mucho más valiosos si se tiene en cuenta que se han contabilizado en un escenario internacional de extraordinaria inestabilidad marcada por los últimos coletazos de la pandemia en Europa, la invasión rusa de Ucrania, el cierre del puerto de Shanghái, la carencia de materias primas, un paro de transportistas y el aumento de los costes de la energía.

Estos avances se han conseguido gracias a las estrategias de un número creciente de empresas centradas en la internacionalización, al incremento de la promoción exterior de los productos españoles, y también en buena parte a la profesionalidad de quienes hacen funcionar el difícil entramado de las rutas logísticas internacionales y que centran en buscar soluciones a los cuellos de botella y a las carencias de materias primas.

Nueva incorporación: David Cecilia llega a Illice Universal Logistics

¡El equipo de Illice Universal Logistics da la bienvenida a su nuevo financial manager, David Cecilia!

Licenciado en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Miguel Hernández, y MBA en Administración y Dirección por la Universidad Isabel I, David es el responsable de la estrategia financiera, contable y presupuestaria de Illice Universal Logistics. Su extensa experiencia laboral en el ámbito financiero le permite administrar y gestionar los recursos de Illice Universal de manera óptima a fin de cumplir con el objetivo de aumento de valor de la compañía.

El movimiento internacional de mercancías crece más rápido que la capacidad de transporte y genera escenarios de gran complejidad

El comercio mundial superó durante 2021 la cifra récord de 28 billones de dólares, a pesar de la pandemia, lo que supone un incremento del 11% en relación con los niveles anteriores a la pandemia, según datos publicados este martes por la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD). Durante el tercer trimestre, y en términos interanuales, el crecimiento fue de alrededor del 24%, un registro significativamente más alto que los números observados antes del inicio de la pandemia de COVID-19.

Estos buenos datos de movimientos de mercancías en el ámbito mundial han venido acompañados de un aumento paralelo del número de empresas que participan en él. Solo en España el número de compañías con proyección internacional supera las 200.000 un dato que dobla la cifra de hace una década.

La globalización ha generado una hiperdependencia de la logística marítima. En la actualidad, alrededor del 80% de los bienes que consumimos se transportan en barco, lo que ha impulsado que la flota mercante mundial de buques de más de 100 GT superase en 2021, por primera vez, la cifra de 100.000 unidades con una capacidad media de 21.355 tpm, lo que representa un crecimiento de más de 30.000 barcos cargueros en 15 años, avance que ha ido acompañado de un incremento del tamaño medio de un 57%, según datos publicados por la Asociación de Naviero Españoles (ANAVE).

Este crecimiento de la capacidad para movilizar carga no ha sido suficiente para atender la mayor demanda de transporte porque hay una creciente necesidad de suministrar mercancía, debido a: los cambios en los patrones de consumo y de compra derivados de la pandemia; las medidas contra el coronavirus; el aumento del comercio electrónico; el incremento de las operaciones en las rutas comerciales más largas que unen China con América del Sur y África; el impacto de los paquetes de estímulo económico; y el sobreabastecimiento de las compañías para disponer de stock en caso de nuevos bloqueos por las sucesivas olas de la pandemia.

En este escenario de turbulencias geopolíticas son constantes los cuellos de botella en los puertos más relevantes, los incrementos exponenciales de precios (que ahora empiezan a moderarse), los retrasos crecientes en las entregas, la pérdida de calidad del servicio y, sobre todo, convierte la organización de una expedición internacional de mercancías en un galimatías prácticamente imposible de resolver para empresas que quieren crecer en el comercio internacional.

El decisivo papel de los transitarios

Las operaciones de exportación e importación se han convertido en gestiones sumamente complejas en las que deben participar agentes transitarios profesionales para que todo se desarrolle con la máxima normalidad en los complejos tiempos actuales. Su experiencia y conocimiento de la cambiante logística internacional y su red de colaboradores permitirán reducir al mínimo los tiempos de demora y aquilatar los costes.

La pandemia y el proceso paralelo de integración vertical de las grandes navieras está redefiniendo el papel que jugarán las empresas transitarias en el futuro. Para el presidente de la Asociación Catalana de Capitanes de la Marina Mercante, Agustín Montori, una buena parte de la solución a los problemas actuales del comercio internacional pasa por “la atención personalizado al cliente” y “dar servicio a las empresas que no tienen departamentos de logística”. También ha reconocido que “el mundo ha cambiado, y no es el mismo en el que los transitarios florecieron durante las décadas de los 80 y 90 del pasado siglo y los primeros años del segundo milenio”.

Por su parte, el miembro del comité Ejecutivo de Global Shippers Alliance, Jordi Espín, ha asegurado al respecto que “la transparencia es muy importante en el negocio marítimo del presente y del futuro”, y pone en el centro de la gestión a los transitarios, “que deberán ser los administradores de esa transparencia gestionando las relaciones entre cargadores y las navieras. Si lo hacen bien, tendrán el futuro asegurado”. En este proceso considera urgente que el transitario se convierta en “un bróker del transporte y gestione con transparencia”.

En un mundo que vive cambios vertiginosos, las ventajas de contar con una empresa especializada son:

  • Servicio de asesoramiento profesional.
  • Gestión de toda la documentación.
  • Seguridad.
  • Determinación de la mejor ruta, con las mejores combinaciones disponibles.
  • Ahorro en costes y de tiempo.
  • Gestionar los imprevistos.
  • Eficacia y eficiencia.
  • Información permanente de la situación del pedido.

¿Qué va a ocurrir con el precio de los fletes de comercio internacional en los próximos meses?

Durante los últimos cuatro años hemos vivido una de las etapas más convulsas para el comercio y la logística internacional por diversos de factores: las consecuencias de la pandemia de la COVID-19, con particular incidencia en China (donde de nuevo se ha producido el cierre de puertos como el de Shanghai, el más activo del mundo); el incidente del Ever Given en Suez; los grandes desastres naturales de 2021 o el endurecimiento de las normas medioambientales en diversos países; y, por último, el actual conflicto armado en Ucrania por la invasión de Rusia. Todas estas cuestiones han generado continuas complicaciones que han incidido de forma muy negativa en las operaciones comerciales a escala global.

Este escenario se ha traducido en una preocupación constante en todos los eslabones de la cadena logística internacional por la espectacular subida de los precios de flete por parte de las navieras. El incremento de los precios ha permitido a las compañías de transporte marítimo cerrar uno de los mejores ejercicios de su historia en cuanto a beneficios. En este marco, ¿qué va a ocurrir con el precio de los fletes en el futuro inmediato?

Aunque en las últimas semanas se ha registrado un “moderado descenso” en los precios, según el World Container Index (indicador y referente mundial publicado por Drewry), la evolución de las tarifas es todavía una incógnita. Los expertos se ciñen a indicadores como una eventual estabilización de la demanda en 2022 y la puesta en servicio de una capacidad adicional de 350.000 TEUs (Twenty-foot Equivalent Unit, unidad de medida de carga de un contenedor) que permitirán una progresiva normalización del precio de los fletes. También es reseñable la disminución en fiabilidad de los schedules en puerto. El cumplimiento de la programación de descarga ha caído notablemente en los últimos 24 meses, según datos de Sea-Intelligence.

Estos datos nos hacen prever que: los fletes no volverán a los niveles prepandemia, lo que supone un cambio en el status quo de la cadena logística; los agentes reguladores, como Administraciones nacionales y organismos específicos, se están preparando para tomar la iniciativa frente posibles prácticas anticompetitivas por parte de las grandes navieras; y, por último, el papel de los agentes Transitarios será más relevante para una buena gestión del comercio internacional y debe centrarse en la atención personalizada al cliente, sobre todo, transformarse en “administradores de la transparencia” de todo el proceso.

Guía práctica para las empresas que mantienen relaciones comerciales con el mercado ruso

La invasión rusa de Ucrania ha generado un escenario insospechado desde hace tan solo unas semanas, lleno de incertidumbres, en el que se producen cambios continuos por la intensificación de las sanciones internacionales a Rusia.

En un momento tan delicado es preciso extremar las precauciones y tomar todas las medidas para que las operaciones internacionales que tengan a Rusia como origen o destino culminen con éxito.

Aunque todavía existe la posibilidad de realizar negocios con empresas rusas, puesto que no se ha planteado una prohibición total de comercio con éstas (no obstante, las sanciones suponen un cuello de botella que dificultará paulatinamente comerciar con Rusia). Muchas de estas sociedades mantienen sus fondos de liquidez fuera de Rusia, en países como Arabia Saudí, China o Turquía, lo que les permite llevar a cabo transacciones internacionales.

No obstante, es importante tener en cuenta algunas recomendaciones que pueden ayudar a tomar las decisiones adecuadas:

1.- Comprobar que la empresa no está en la lista negra de empresas, personas o instituciones rusas. Se trata de un registro sancionador que funciona desde que en 2014 Rusia invadió Crimea.

2.- Cerciorarse de que la mercancía es vendible en Rusia y no está sujeta a ninguna restricción. Algunos ejemplos tienen que ver con la tecnología, la comercialización de energía, productos de defensa o mercancías de doble uso (civil y militar). Puedes comprobar los reglamentos de la Unión Europea que regulan estas mercancías pulsando aquí y aquí.

3.- Acordar con el comprador la ruta y el sistema de transporte viable (por ejemplo, puede realizarse un envío a un país como Turquía, en el que la mercancía estará segura, y desde ahí se hará cargo el cliente).

4.- No utilizar los incoterms que supongan entrega en destino, como los DDP o DDA.

5.- Asegurar siempre el cobro de la mercancía por adelantado.

6.- Revisar todos los contratos internacionales con juristas expertos y en especialistas en las coberturas de los contratos de seguro.

La guerra es una causa de fuerza mayor por lo que se debe pactar con los clientes afectados nuevas condiciones en cuanto a los tiempos de entrega.

A la hora de elegir un contrato de seguro, es muy importante seleccionar uno con una cláusula especial de cobertura de riesgo en caso de guerra. También debe elegirse un seguro que cubra tanto el riesgo político de la operación como el comercial (por ejemplo, para hacer frente a un impago porque el sistema financiero está inhabilitado para el cliente).

Cómo gestionar la logística en tiempo convulsos

1.- Planificación. Debido a la escasez de equipos y de espacio, resulta complicado obtener reservas a corto plazo, además de que los tiempos de tránsito se han alargado considerablemente. La anticipación de las operaciones es fundamental.

2.- Comparación. Es recomendable que los cargadores comparen entre distintas cotizaciones para obtener el mejor coste y servicio posible. Es importante que las empresas cuenten con agentes de carga internacional de confianza que actuarán en su nombre con el fin de contratar y coordinar el transporte de sus mercancías de la forma más eficiente y rentable.

3.- Comunicación. Las empresas deben estar en continuo contacto con su proveedor y con sus clientes. Tienen que informarse sobre el programa de producción de sus proveedores y detectar si hay algún cambio en el mismo para actualizar al proveedor logístico el pronóstico de volúmenes de las mercancías. Disponer de información permite una mejor programación de los tiempos de tránsito y estar informados de cualquier cambio que pueda surgir. También deben mantener debidamente informado a los clientes sobre posibles retrasos.

4.- Almacenamiento. También es un buen momento para explorar las opciones de acopio de los productos para mitigar los efectos de la reducción de la demanda, así como posibles nuevas restricciones. Es imprescindible diseñar estrategias que ayuden a gestionar el stock del negocio. Es preciso plantearse si debemos pasar del just in time al just in case.

5.- Tener en cuenta los momentos clave del mercado. Dadas las circunstancias es preciso tener en cuenta los momentos clave del comercio internacional (Navidad, el Año Nuevo Chino, Labor Day, Black Friday, el Peak Season de Julio,…). Es preciso planificar la programación junto con los proveedores y solicitar a su transitario un pronóstico para asegurar el espacio de sus mercancías. Además, durante todo el ejercicio es muy importante contemplar los posibles aumentos de tarifas durante estos periodos.

6.- Reorganización de las cadenas de suministro. Es un buen momento para valorar una posible reorganización de las cadenas de suministro. Acercar la cadena de valor al cliente permitirá a las empresas mitigar el riesgo y crear sistemas más resistentes. En estas circunstancias es recomendable no confiar únicamente en un proveedor extranjero, especialmente de un solo país como China. Hay otros, como Vietnam, Tailandia o Malasia entre otros, que ofrecen precios competitivos.

7.- Flexibilidad. Una de las grandes enseñanzas del pasado ejercicio es que es necesaria la flexibilidad de la cadena de suministro. Las empresas deben estar preparadas constantemente para tomar decisiones que le permitan adaptarse a un entorno que cambia rápidamente. En tiempos de disrupción, tener una óptima relación con los agentes de carga puede ser un componente clave para mantener un negocio saludable y funcional.

COEX INTERNATIONAL TRADE, colaboradores de nuestra entidad especializados en asesoramiento, consultoría y formación en comercio exterior e internacionalización de la empresa, nos envían este análisis:

La guerra es una causa de fuerza mayor, conforme a lo previsto en el Convenio de Viena de 1980 sobre compraventa internacional de mercaderías (=artículo 71). La imprevisibilidad, la irresistibilidad y la exterioridad son los tres elementos necesarios para la constitución de la fuerza mayor: Un conflicto bélico es un hecho externo, imprevisible e insuperable que imposibilita o puede imposibilitar, en todo o en parte, el cumplimiento de una o de más obligaciones derivadas de un contrato internacional, por tanto, quedaría cubierta esta situación. Es más, sería causa de exoneración ante una posible exigencia de responsabilidad por parte de la parte que se ve perjudicada por nuestro incumplimiento derivado de la existencia de esa causa de fuerza mayor (= artículo 79.1,2 y 3 del Convenio de Viena de 1980).

Lo más importante es que la empresa a sus clientes, por escrito, de forma fehaciente  (=email con confirmación, burofax, buromail o por carta certificada):  1) les informe de la situación concreta en la que se encuentra y de la necesidad de posponer la fecha de entrega de un pedido; o, en caso más extremo, de cancelarlo (= artículo 79.4 del Convenio de Viena de 1980); y, 2)  le manifieste su plena colaboración para buscar alternativas para el cumplimiento de vuestros compromisos (p. ej., si se entrega más tarde la mercancía, pactar un nuevo calendario de pagos). Por supuesto, se puede dejar abierta la puerta a la rescisión del contrato, si en un plazo de tiempo concreto la causa de fuerza mayor que afecta al cumplimiento de las obligaciones persiste.

Ante esta nueva realidad a la que las empresas tienen que hacer frente, desde COEX International Trade, spin – off de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche, especializada en asesoramiento, consultoría y formación en comercio exterior e internacionalización de la empresa, nos ponemos a vuestra entera disposición para guiaros e informaros. Dentro de nuestros servicios, destaca el asesoramiento integral en materia de contratación internacional, con el fin de evitar los riesgos jurídicos inherentes a la formalización y ejecución de los contratos internacionales; las licitaciones y reclamación de deudas internacionales; la adaptación en materia de protección de datos; entre otros.

Si tienen cualquier duda o si necesitan ayuda, contactad con nosotros a través de nuestra web (https://www.coexonline.es/), por teléfono (600869621) y en Facebook (https://www.facebook.com/COEXInternationalTrade)  y Twitter (https://twitter.com/CoexIntertrade). Pondremos nuestro equipo, dotado de la máxima especialización jurídica, cuyo principio rector de la actividad desde hace más de 10 años es la planificación jurídica internacional, a su servicio.

¿Cómo te puede ayudar el equipo de Illice Universal Logistics?

En estas circunstancias de incertidumbre y de falta de información certera, el equipo de Illice Universal Logistics está preparado para ayudar a las empresas tanto si sois exportadores, importadores habituales o a las compañías que quieren iniciar un proceso de internacionalización. Podéis poneros en contacto con nosotros en el teléfono 965 45 07 02, a través de WhatsApp en el 670 02 95 13, en nuestro correo electrónico info@illiceuniversal.com, o a través de nuestras redes sociales (Facebook, LinkedIn e Instagram).

Marisa Moreno, socia directora de Illice Universal Logistics

Con la colaboración de COEX INTERNATIONAL TRADE